¿Cómo calcular los dividendos?

Dividendos

Cuando una empresa genera ganancias por una operación u otro servicio ofrecido, tiene dos opciones para elegir. La primera es invertir ese dinero en sí misma, comprando nuevos materiales con la finalidad de incrementar ganancias. O la segunda, usar ese dinero para el pago de dividendos de inversionistas en la empresa.

Calcular los dividendos es vital en toda relación comercial, pues se trata de la ganancia que recoge el inversionista de sus acciones en la compañía. Por ello, este artículo te ofrece todo lo que debes saber acerca de los dividendos y cómo lograr un cálculo más exacto.  

¿A qué se le llama dividendo?

El dividendo se refiere a todas las recompensas que una empresa da a sus inversores. Esto se realiza mediante un pago por comisiones, donde se da un porcentaje de las ventas aportadas.

La junta de accionistas de dichas empresas, se encarga de determinar qué parte de los beneficios serán repartidos entre propietarios y accionistas. Además, se encargan de velar por los períodos y métodos de pago a seguir.   

Está comprobado que la mayoría de empresas exitosas, tiene la costumbre de repartir porcentajes de dividendos entre sus accionistas.

¿Cómo se puede cobrar?

Los dividendos normalmente se cobran en dinero en efectivo, pero también está la opción de que sean pagados mediante acciones de la misma compañía.

Siempre recuerda elegir una opción capaz de brindarte beneficios a corto, mediano o largo plazo. Ajustándose así a tus metas claras y sobre todo, proporcionando una rentabilidad segura a tu cartera.

¿Cuál es la diferencia en cobrar en efectivo y cobrar en acciones?

Cuando el accionista (en este caso, tú) decide que su dividendo sea reintegrado en efectivo, este podrá destinar ese dinero a cualquier otra actividad libremente. Si el inversor desea que sus dividendos sean más acciones dentro de la empresa, esta cumple y se los da.

La última opción sirve como una ayuda mutua, donde la empresa  crece y con ella, la posibilidad de mejores pagos o remuneraciones.

En ambos casos, es necesario mantener un control absoluto de tus cuentas, permitiendo un mayor control en tus finanzas y evitando problemas.

Cálculo de las acciones

El cálculo de los dividendos es más fácil de realizar de lo que parece, conocido en el mundo de los accionistas como “DPA”. Este se resume en la multiplicación de la cifra que correspondiente a cada acción, por la cantidad de acciones que poseas en esa empresa. Una vez realizado esto, tendrás el monto correspondiente en cada dividendo. Es importante manejar el valor y datos exactos de cada acción para obtener resultados más precisos. También debes tomar en cuenta que el cálculo podrá variar según lo acordado en cada junta de accionistas, puesto a que está en su potestad decidir cómo se pagará.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *